Músisca

Músisca

JARDINES DEL TRIUNFO

Sería más fácil, sobre todo para mí, limitarme a poner unas cuantas fotos comentadas del lugar que quiero mostrar y la entrada del blog estaría lista en un pispas. Pero mi curiosidad va más allá; por eso siempre intento retroceder en el tiempo y encontrar el origen de cada lugar, en la medida que la información me lo permita.

La historia sobre los Jardines del Triunfo me lleva hasta el siglo XIII, época en que la ciudad estaba aún bajo dominio árabe y en cuyo emplazamiento actual se ubicaba un cementerio musulmán, el cementerio de Saad ben Malic. La necrópolis estaba rodeada de una muralla y sus puertas estaban dotadas con torres que defendían las entradas.

Plano de Granada del siglo XIV. En la imagen: el punto 2 corresponde al arco de puerta de Elvira y el punto 1, de la derecha, al cementerio musulmán de Puerta Elvira, ahora los Jardines del Triunfo.



Jerónimo Münzer, un médico germano que visitó Granada en el otoño de 1494, escribió esto a su paso por el cementerio de Puerta Elvira: "El 23 de octubre por la mañana, saliendo por la puerta de Elvira, por donde se va a Córdoba, hallamos al paso el cementerio de los sarracenos, que en verdad creo en dos veces mayor que todo Nuremberg, lo que me causó mucha admiración.”










Tras la Reconquista, los Reyes Católicos convirtieron el cementerio en campo comunal para que la población se reuniera con el ganado o bien lo usaran como eras. 

Jardín del Triunfo El elemento a destacar en este gran espacio es la columna coronada por una escultura de la Inmaculada Concepción; que en caso de poder situarnos a su altura nos permitiría dominar la ciudad.

La Virgen del Triunfo se representa con una corona imperial y rayos en sus costados. Las manos están cruzadas y de ellas cuelga un relicario que el cardenal Baronio entregó a los primeros jesuitas que llegaron a Granada.

Esta Inmaculada Concepción también recibe el nombre de Virgen del Triunfo o Triunfo de la Virgen, de ahí que los jardines lleven ese nombre. El porqué de estos dos nombres está relacionado con el Dogma de la Inmaculada Concepción (fue dogma de fe cuando, en 1854, el papa Pío IX lo declaró como tal mediante la bula Ineffabilis Deus). La creencia en este dogma, desde muy antiguo, fue polémica por carecer de fundamento evangélico; pero con el paso de los siglos fue tomando solidez pues divinizaba la figura de María, Madre de Jesús. En el caso de Granada, que había sido cristiana antes que musulmana, al ser de nuevo reconquistada por los Reyes Católicos y tras ser los moriscos expulsados después de su derrota en la Guerra de Las Alpujarras, se encendió el debate entre los inmaculistas y maculistas dando lugar a enfrentamientos que ganaron los primeros. Granada era de nuevo un reino y necesitaba recuperar su pasado cristiano; de ahí el Triunfo de la Virgen.

Jardín del triunfo
Granada fue la primera ciudad de España que admitió y defendió el dogma de la Inmaculada Concepción de María, el 2 de septiembre de 1618. Para dar testimonio de este juramento, en 1626 se acordó crear un monumento. El diseño fue encargado a Francisco de Potes y la creación de la escultura a Alonso de Mena. No obstante, debido al bajo presupuesto destinado a la creación de la obra, ésta no estuvo terminada hasta 1631. 


El pedestal lleva cuatro tableros de mármol blanco que originalmente cada uno tenía una inscripción. Tres de ellas fueron eliminadas en 1777 porque sus textos eran de dudosa procedencia. El tablero que aparece en la foto es el que conserva el texto, porque describe el motivo por el que se levantó el monumento. 
Jardín del TriunfoLa primera ubicación que se eligió para este monumento fue el Sacromonte, tal vez –y esto es una opinión mía– porque justo en la misma época en que surgió el debate entre inmaculistas y maculistas, en este monte se descubrieron los “Libros Plúmbeos”, cuyo contenido influyó en la confrontación a favor de los inmaculistas. Sin embargo, las condiciones del lugar no lo permitieron y se decidió colocarlo junto al Arco de Elvira.

Jardín del TriunfoTambién formó parte de este espacio una plaza de toros que se construyó en 1768 (entre los Jardines del Triunfo y la Avenida de La Constitución) y de la que se estuvo haciendo uso hasta que la ocupación francesa paralizó sus actividades para acoger a las tropas reales. Después el edificio cayó en decadencia y un incendio destruyó la plaza el 10 de septiembre de 1876. Tres años después se decidió construir una plaza de toros nueva, pero esta sería emplazada junto al Hospital Real. Se inauguró en 1880 (“la chata” le acabaron llamando porque era más baja en altura) con una capacidad para 15.000 personas y nueve años más tarde un huracán destruyó la parte alta de las gradas. Su desgracia no terminó aquí porque en 1912 de nuevo se produjo otro incendio. Al año siguiente la plaza fue restaurada y estuvo albergando eventos hasta que fue cerrada definitivamente en 1948.


Resultado de imagen de nombre de la plaza de toros de granada
Imagen de la plaza de toros con el monumento de la Virgen del Triunfo. Año 1863-1900

De nuevo el Campo del Triunfo quedó convertido en una explanada abandonada hasta que algunos años más tarde, en 1955, el alcalde de la época presentó un proyecto para construir los Jardines del Triunfo que hoy conocemos. Este proyecto incluyó el traslado al lugar que hoy ocupa del monumento de la Inmaculada. Cinco años más tarde, el 8 de diciembre de 1960, fueron inaugurados los Jardines del Triunfo.




La fuente de Los Jardines del Triunfo, conocida también como “la fuente de colores”, completa la decoración de este entorno. Se ubica en el mismo lugar que ocupó la segunda plaza de toros de Granada entre 1880 y 1948.

Jardín del TriunfoFue un proyecto de Carlos Buigas, el mago de las fuentes, como también se le conocía. La fuente mide 75 m. de longitud y cuenta con 265 surtidores que proyectan un caudal de agua de 800 litros por segundo. Para lograr el efecto de las luces de colores, estas se componen de cinco juegos de colores básicos proyectados por 600 lámparas.


Jardín del TriunfoEn el año 2000 se colocó el monumento a San Juan de Dios, santo de gran relevancia en Granada. Es una obra realizada en bronce por Miguel Moreno Romera y representa a San Juan de Dios en el umbral de una puerta; hacia él se dirigen un mendigo y una mujer. En la base de la escultura hay grabadas dos frases del santo que dicen:

Tan pobres y maltratados los vi, que me quebraron.

En esta casa se reciben sin distinción enfermos y gentes de todas clases: tullidos, mancos, leprosos, mudos, locos, paralíticos, tiñosos y otros muy viejos y muy niños.

Jardín del Triunfo

Imagen tomada desde la calle central de los Jardines del Triunfo.

Jardín del Triunfo

Imagen nocturna de los Jardines del Triunfo Jardín del Triunfo

No hay comentarios:

Publicar un comentario